LESIONES DE MENISCO O MENISCOPATÍAS: ¿QUÉ SON Y CÓMO TRATARLAS?

¿Qué son y para qué sirven los meniscos?
Los meniscos​ son estructuras de fibrocartílago situadas en meseta tibial, tienen forma C que se miran y sobre los que ruedan y descansan los cóndilos del fémur, poseen la función de estabilizar la articulación; además absorben el impacto de choque entre las superficies articulares, aumentando la superficie de contacto.

¿Qué tipos de lesiones pueden sufrir los meniscos?

  • Degenerativas: al ir envejeciendo, los meniscos se van resecando y deshidratando hasta que, casi de forma natural, se terminan por romper durante cualquier movimiento.
  • Traumáticas: por presión o aplastamiento, con una violenta rotación de la rodilla (cualquier cambio de dirección mientras caminamos o corremos), una repentina hiperextensión de la rodilla.
  • Mecánicas: Fallo en su funcionamiento debido a alguna deformidad o alteración biomecánica que dará lugar a desgaste o roturas.

¿Cómo se si me he roto el menisco?
Puedes notar un dolor en la cara interna o externa de la rodilla (en función del menisco afectado) que irradia hacia parte posterior, puede aparecer edema, inflamación e impotencia funcional que provocará dificultad para movilizar y deambular.

Otro síntoma frecuente es la sensación de inestabilidad, chasquido y fallo articular, también sensación de bloqueo o encasquillamiento de la rodilla.

La sintomatología variará de un paciente a otro, lo ideal acudir al traumatólogo para test funcionales y pruebas de imagen.

 

Otro síntoma frecuente es la sensación de inestabilidad, chasquido y fallo articular, también sensación de bloqueo o encasquillamiento de la rodilla.

 

¿Qué hago si sospecho de una lesión meniscal?
En primer lugar, reposo y aplicarte frío local, lo ideal visitar a tu médico y fisioterapeuta para saber si realmente es una lesión meniscal.

Si hay desgaste, fisura o lesión menor, tratamiento de fisioterapia para fortalecer la musculatura y desinflamar la rodilla. Luego retomaremos la actividad deportiva progresivamente y bajo control y recomendaciones de nuestro fisioterapeuta.

Si la lesión es de mayor envergadura y el menisco está roto total o parcialmente, en función de tu sintomatología y el consejo de tu traumatólogo, decidiréis si será quirúrgico o no, es ambos casos fortalecer bien y equilibrar la musculatura será clave para una buena recuperación.

Luego tratamiento fisioterapia y reincorporación a la actividad, nosotros lo compaginamos con trabajo con nuestros entrenadores para volver a la actividad deportiva con seguridad y sin perder facultades.

Las cirugías se suelen hacer por artroscopia y suelen recuperar muy bien un par de meses más o menos en función del paciente y de la lesión, la reincorporación a la actividad deportiva debe ser progresiva.

¿Cómo prevenir lesiones de menisco?

  • Precaución con posiciones de flexión o extensión máxima con cargas (como sentadillas profundas con mucho peso), rotaciones bruscas, saltos con mucho impacto o posiciones mantenidas sobre las rodillas.
  • Ser moderado y progresivo en la actividad deportiva sobre todo si lleva impacto.
  • Cuidar la musculatura, mantenerla fuerte, activa y estirar bien tras cada actividad deportiva.
  • Vigilar espalda y pisada, una anomalía en ellas puede desencadenar una lesión de rodilla.
  • Cuidar alimentación e hidratación.

En nuestro Servicio de Fisioterapia y Rehabilitación de Menorca Trainers somosespecialistas en recuperar este tipo de lesiones, ponte en contacto con nosotros.

Lucía Barca

Lucía Barca

lucia@menorcatrainers.com

Diplomada en Fisioterapia y Enfermería. Entrenadora Personal y Coach Nutricional en Menorca Trainers.